Appaloosa (2008)

AppaloosaDirección: Ed Harris.
País: USA. Año: 2008. Duración: 114 min.
Género: Western.
Interpretación: Ed Harris (Virgil Cole), Viggo Mortensen (Everett Hitch), Renée Zellweger (Allison French), Jeremy Irons (Randall Bragg), Timothy Spall (Phil Olson), Lance Henriksen (Ring Shelton), Tom Bower (Abner Raines), James Gammon (Earl May), Ariadna Gil (Katie).
Guión: Ed Harris y Robert Knott; basado en la novela de Robert B. Parker.
Producción: Ed Harris, Robert Knott y Ginger Sledge.
Música: Jeff Beal.
Fotografía: Dean Semler. Montaje: Kathryn Himoff.
Diseño de producción: Waldemar Kalinowski. Vestuario: David Robinson

Me gustó en su día Los tres entierros de Melquiades Estrada y me ha gustado mucho Appaloosa ambas dirigidas por actores, Tommy Lee Jones y Ed Harris respectivamente que tienen ya el culo pelado de actuar y que deciden pasarse a la dirección, sin los éxitos de momento de Clint Eastwood que en su día también nos brindo un western destacable, Sin perdón.

Appaloosa es un western clásico, donde se pegan muy pocos tiros, porque se busca más la mirada sobre la cosas, el efecto que una mujer puede tener en el tandem formado por dos pistoleros, Hitch y Cole, cuando el segundo cae rendido a los pies de la sensual Allison.

Cuando en Appaloosa unos pistoleros comandados por Randall Bragg finiquitan al sheriff, Hitch y Cole aparecen en escena para pacificar la zona. A tal fin se hacen con el control del pueblo, tras recibir de las fuerzas vivas plenos poderes, que les habilitarán para crear las leyes que estimen convenientes.

Así se convierte la película en una caza al hombre, que da más vueltas de las previstas. El narrador es Hitch un tío taciturno y observador que le brinda a Cole esas palabras como como una pistola mal engrasada se encasquillan en su boca antes de ser pronunciadas.

Sus casi dos horas no menguan el interés del film, en donde como apuntaba antes no se trata de «una de tiros«, de tipos rudos y mal afeitados disparando a todo lo que se menea, emborrachándose hasta caer redondos. No, aquí por ejemplo Hitch ni fuma ni bebe, e incluso se mantiene firme, como un monolito cuando Allison, una viuda muy dicharachera que no puede estar sola (entendiendo esto como que no puede estar sin sentir la piel de un hombre cerca), y lo que está en juego es el concepto de la amistad, de la lealtad, conjugado con otros como la justicia y la venganza.

Es curioso ver de nuevo a Viggo Mortensen y a la actriz española Ariadna Gil compartiendo cama e intimidades, tras Alatriste. Ariadna tiene un papel insignificante, pero ya puede decir que al igual que Banderas, Bardem, Penélope Cruz, Jordi Mollá, Paz Vega, ha pisado suelo americano.

Appaloosa es pues un film bien interpretado y narrado, con un ritmo cadencioso, plagado de matices, en la forma de mirar, muy recomendable que le da nueva vida al «western«, género que nunca acaba de morir.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: