Destino final 3 crítica película

destino final cartel peliculaDirección: James Wong.
País: USA.
Año: 2006.
Duración: 93 min.
Género: Suspense, terror.
Interpretación: Mary Elizabeth Winstead (Wendy Christensen), Ryan Merriman (Kevin Fischer), Kris Lemche (Ian), Alexz Johnson (Erin), Sam Easton (Frankie Cheeks), Jesse Moss (Jason Wise), Gina Holden (Carrie Dreyer), Texas Battle (Lewis Romero), Chelan Simmons (Ashley Freund), Crystal Lowe (Ashlyn), Amanda Crew (Julie Christensen).
Guión: James Wong y Glen Morgan; basado en los personajes creados por Jeffrey Reddick.
Producción: Glen Morgan, James Wong, Craig Perry y Warren Zide.
Música: Shirley Walker.
Fotografía: Robert McLachlan.
Montaje: Chris Willingham.
Diseño de producción: Mark Freeborn.
Vestuario: Gregory B. Mah

Destino Final 3 supone la tercera entrega de la saga (parece de perogrullo pero no lo es, con la moda de las precuelas, que a veces como sucede con Hannibal, El origen del mal, la cuarta parte es el comienzo de la historia) La segunda parte ya la comentamos aquí hace unos meses. Entonces se trataba de un aparatoso accidente de tráfico donde una de las tripulantes tenía una premonición. Tras escapar de la muerte, ésta iba buscando a los jóvenes que habían escapado de sus fauces y les daba alcance.

En esta tercera parte, la película comienza en una parque de atracciones, donde Wendy y sus amigos del instituto la gozan en distintas atracciones. Wendy va tomando fotos que luego jugarán un papel relevante. Deciden montar un buen número de ellos en la montaña rusa. Instantes antes de subir Wendy tiene la premonición de que van a morir. Así que decide bajarse. Ella y seis amigos más. Los que se quedan en la atracción fallecen.

Maria Elizabeth Winstead en la revista MaximOtro de los supervivientes, Kevin le comenta a Wendy que hace años pasó algo parecido con un grupo de jóvenes que tenían que tomar un avión, el número 180. Esto sucedía en la primera entrega de la saga.

La muerte tiene que acabar su trabajo y va dando pasaporte a los que escaparon de ella, empezando por dos adolescentes dadas a los rayos uva que morirán calcinadas. Así vamos viendo muertes de toque gore, con cabezas que se revienten como si de melones maduros se tratara.

Wendy y Kevin comprueban que en las fotos que tomó esta, hay conexión entre lo que se ve en la foto y la forma de morir.

Si has visto la primera parte y la segunda ya conocemos el planteamiento, solo variarán los personajes y las circunstancias. Como sucedió en la segunda parte, el final queda abierto a múltiples secuelas más.

Esta tercera parte, entretiene, ayudada por su escasa duración. Tampoco se toman la tragedia muy a pecho y ese componente gore produce más risa que otra cosa. Es curioso ver como la muerte, la cual es muy ordenada y meticulosa ordena todo de tal modo, que como si de un puzzle se tratara, todo encaja para llevar a buen puerto su propósito, y la gracia de la saga consiste en ver como se «plasmará la muerte» de los protagonistas.

Mejora con respecto a la segunda entrega y se disfruta a ratos.

4 comentarios en “Destino final 3 crítica película”

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: