Las colinas tienen ojos crítica película

Las colinas tienen ojosDirección: Alexandre Aja.
País: USA.
Año: 2006
Género: Terror.
Interpretación: Aaron Stanford (Doug Bukowski), Kathleen Quinlan (Ethel Carter), Vinessa Shaw (Lynn Carter Bukowski), Emilie de Ravin (Brenda Carter), Dan Byrd (Bobby Carter),
Tom Bower (Encargado gasolinera), Billy Drago (Papá Júpiter), Robert Joy (Lizard)
Guión: Alexandre Aja y Grégory Levasseur; basado en la película de Wes Craven de 1977.
Producción: Wes Craven, Marianne Maddalena y Peter Locke.
Música: Tomandandy.
Fotografía: Maxime Alexandre.
Montaje: Baxter.
Diseño de producción: Joseph Nemec III.

Alexandre Aja me dejó pegado con su anterior película Haute Tension. Ahora hace el remake de una película de Wes Craven del 77. No he visto la original así que no puedo opinar si esta es mejor o peor, pero la crítica la ha puesto bien, incluso hay quien afirma que es mejor que la primera, lo cual no suele ser lo habitual, máxime en un género tan trillado como éste.

Las colinas tienen ojosUn matrimonio, sus tres hijos, el marido de la hija mayor, y el hijo de ambos, se pierden por el desierto de Arizona rumbo a Florida a bordo de una caravana. Tras pasar por una destartalada gasolinera regentada por un grasiento y desdentado personaje, que los engaña y les hace coger un camino equivocado es cuando comienza la diversión.

El director no se corta un pelo y la película es gore y brutal, chorrea sangre, profusa en hachazos mutiladores, visceras que afloran como geíseres, y acción mucha acción. La primera hora de la película es suave, hasta que al padre de la familia, cual reo de la inquisición se va al otro barrio con los pelillos chamuscados. Entonces es cuando la película coge ritmo y fuerza y se sucede la venganza del hasta entonces pacífico padre de familia llamado Bukowski (no confundir con el poeta que escribió Factotum), que se empleará a fondo para recuperar a su bebé.

Emilie da Ravin de PerdidosLa película no es una vulgar colección de efectos especiales, ni falta que le hacen a Aja, los tiros o mejor dicho los hachazos van por otra parte. Aja explota la vena más macarra, la violencia ciega y en este caso justificada cuando Bukowski, ve que sus seres queridos mueren a manos de unas violentas y deformadas criaturas que han mutado como consecuencia de las pruebas nucleares que el Gobierno americano hizo al tiempo que negó, en esas tierras.

Es superior con creces a la infinidad de películas de suspense o terror que pueblan las carteleras. Habrá a quien las violaciones y el toque gore le desagrade, pero esta película es una joyita, sangrante, eso sí, pero un joya.

Enlaces | IMDB | Página oficial

12 comentarios en “Las colinas tienen ojos crítica película”

  1. Tanta violencia y asco no tarda, por supuesto, en saturar a cualquiera. Y es que películas tan excesivas en esa violencia ciega deberían tener mucho cuidado con su metraje. aburren y la gente si sale del cine aterrado, pero no por la histaria si por las casi dos horas que le dedicaron a la pelicula.

    Responder
  2. Las colinas tienen ojos es una película muy buena de terror, con su toque gore sangrante, el que hace de bukowski está muy bien ,un tipo normal
    que cuando se desata la prepara bien preparada.
    Marnie, ahora comprendo lo de los maniquíes, cenquiú.

    Responder
  3. Estaba pensado que, si te interesa, en YouTube o Video Google seguro que hay colgados documentales de ésos. Busca por «nuclear», «nuclear test», etc

    Al principio, incluso llevaban público civil a las detonaciones nucleares. Los ponían así en unas gradas, como cuando hacen espectáculos de acrobacias aéreas de ésas en medio del desierto. Increíble, sí…

    Responder
  4. Ah, bueno, es que es ese sitio es donde hacían las pruebas nucleares. De ahí los maniquíes. Vamos, que reproducían lo que podía ser un pueblo o una vivienda con todos los detalles, pero como no iban a poner personas de verdad (aunque tampoco me hubiera extrañado tanto XD), usaban esos maniquíes para comprobar los efectos después. ¿Nunca has visto documentales antiguos sobre pruebas nucleares? Son muy interesantes, en el sentido de espeluznantes. A veces en lugar de maniquíes, usaban cerdos vivos y tal…

    Los maniquíes le dan a la película un aire más siniestro si cabe, a la vez que completan el sentido de la denuncia anti-nuclear.

    Saludos!

    Responder
  5. Marnie, a mí me encantó. Aluciné con Haute Tension y con esta he disfrutado mucho. ¿A todo esto , que pintan los maniquies en la hisoria?. Tal vez nada pero acojonan bastante, y le dan al poblado un aire sórdido y siniestro que funciona de maravilla.

    Responder
  6. Pingback: Vuelo nocturno Devaneos
  7. Pingback: Emilie de Ravin de Perdidos al Río Devaneos

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: