Mujeres infieles crítica película Chilena

Dirección: Rodrigo Ortúzar Lynch.
País: Chile.
Año: 2004.
Duración: 107 min.
Género: Comedia dramática.
Interpretación: María José Prieto (Cecilia Ureta), Lucía Jiménez (Roberta Lake), Gabriela Aguilera (Virginia), Sigrid Alegría, María Izquierdo (Eva Soler), Viviana Rodríguez (Carola), Cristian Campos (Alberto Valdés), Liliana Ross (Teresa Vial), Benjamín Vicuña (Christian), Daniel Alcaíno (Mario).
Guión: Walter Slavich y Marcelo Slavich; basado en un argumento de Rodrigo Ortúzar Lynch y Juan José Hurtado.
Producción: Verónica Uman.
Música: Quique González.
Fotografía: Juan Carlos Bustamante.
Montaje: Marcela Saenz.
Dirección artística: Paulina Braithwaite

Si no me falla la memoria esta es la primera película Chilena que tenemos el honor de comentar en nuestra blog. Muy pocas o ninguna película de este país llega a nuestras carteleras y de hacerlo es porque en sus países han sido un éxito rotundo. Según se afirma el 62% de las mujeres chilenas casadas son o han sido infieles con sus parejas. Este es el título de la película, Mujeres infieles y comienza con una pareja practicando sexo en un motel. Ella se llama Cecilia Cecilia en el motelUreta y trabaja en un canal de televisión como presentadora. Es infiel. Cuando el maromo, Alberto Valdés, jefazo de la cadena se va a echar «el cigarrito de después» y prende el encendedor, tiene lugar una explosión. Cecilia está nerviosa porque presume que su compañero Mario Guzmán sabe algo acerca de sus devaneos sexuales.

La acción se retrotrae unas horas antes y vemos como a Mario lo destinan a un parque de bomberos a hacer un reportaje. Cuando está allí escuchan una explosión y los bomberos y los periodistas van a ver qué es lo que ha sucedido, allí encontrarán el cadáver de Alberto y a Carola en bolasCecilia bajo una manta, para escarnio público con la cámara «informando» a sus espectadores.
Otras mujeres, como Carola Fisher también buscan sexo y amor en los brazos de otros hombres, más jóvenes en su caso, que no son sus maridos, sino los hijos de estos, creando legiones de cornudos que deben recurrir a investigadores privados (como la pareja homosexual, creadores de «Los diez mandamientos de la mujer infiel» que expondrán en televisión en el programa de Mario) si quieren saber si sus mujeres riegan fuera del tiesto.

Una psicóloga, Eva Soler, es el puerto al que arriban las mujeres infieles a confesar sus faltas sexuales y explayarse. La sexóloga no juzga y dice cosas como estas a Virginia, una de sus pacientes la cual ha tenido un orgasmo mientras veía como el fornido jardinero de hercúleo torax ponía a punto sus flores. Has de ser fiel. No a tu marido. Tu marido puede ser un A galopar a galopar hasta enterrarlos en el maraccidente en tu vida. Has de ser fiel a ti misma. Tu sigue el camino del orgasmo. El orgasmo es un derecho humano. En televisión Eva afirma que si hay tanta infidelidad femenina es porque los hombres son cómplices, que si el 62% de las mujeres es infiel, entonces lo podemos considerar como algo normal.

Roberta (Lucía Jiménez) llega a Santiago de Chile después de siete años en España para abrir un local, un sex-shop. «Calidad de sexo es calidad de vida» es su lema. Cristina casada con Mario cae rendida a sus pies y se enamora de ella a las primeras de cambio, como le cuenta a la sexóloga y se dan un homenaje con unas cuantas copas de más y el alcohol actuando como lubricante del deseo.

Virginia, arquitecta, quiere hacer el amor y esto le dice a su marido mientras comen pero este le replica que cada cosa tiene su momento y que debe dar gracias a Dios con todo lo que tiene y no quejarse. El «sexo por goteo» hace que Virginia fantasee y esté dispuesta a buscarse las Virginia descubre la utilidad de un vibradorhabichuelas fuera del nicho conyugal, aunque se con un trozo de latex con forma de pene y varias marchas.

El conejo, la chirla, la alfombra, la bigotuda, el chocho, el choricuaco, el coño, la castaña, la zorra, el potorro….!qué rico es el castellano!. (Cuando la vean entenderán lo que digo)
No faltan los golpes de humor como la escena en la que «el consolador se va de marcha».

La nómina de actrices de la película son todas ellas muy guapas y no dudan en despelotarse Mujer contra mujer Roberta y Cristinasobre todo Viviana Rodríguez (Carola) y María José Prieto (Cecilia Ureta). Sigrid Alegría (Cristina) no se destapa pero al igual que Gabriela Aguilera (Virginia) están guapísimas. Finalmente la deshinbida Lucía Jimenez aporta la presencia española al film, junto a las canciones que suenan de Quique González; Pequeño Rock and Roll, Crece la hierba, Aunque tú no lo sepas, del que recomiendo encarecidamente escuchar su disco Salitre 48.

Cecilia pagará sus culpasMujeres infieles no es más que una entretenida película sin mayor pretensión que la de hacernos echar unas risas, con varios despelotes, con parejas a la deriva que encuentran en la cama ajena la manera de saciar sus deseos, con la profundidad en sus planteamientos de un orinal y un puñado de hombres reducidos a cornudos, si bien como dice Eva para que una mujer sea infiel con un hombre hace falta otro hombre, o que haga de amante o una mujer.

Advertisements

3 comentarios en «Mujeres infieles crítica película Chilena»

  1. Creo que fue buena/normal,los generos se mezclan juntos y eso la hace disfrutable.María José Prieto una belleza! Mateo Iribarren comico,un actorazo,a mi me parece el George Clooney chileno!

    Responder
  2. la pelicula exelente me gusto mucho la primera cancion no conocia la musica de quque gonsalez escribe con el corazon felicidades.

    nathalia contreras colombia

    Responder

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: