Shoot on sight 2007

Shoot on sight película críticaTítulo original: Shoot on Sight
País: USA – UK
Productora: Aron Govil Productions Inc.
Director: Jag Mundhra
Guión: Carl Austin
Reparto: Clemency Burton-Hill, Brian Cox, Taru Devani, Jamie Doyle, Sadie Frost, Stephen Greif, Gulshan Grover
Duración: 112´
Género: Drama
Música: John Altman
Fotografía: Madhu Ambat

En ese cine que se viene haciendo tras el 11-S son distintas las aproximaciones hacia el enfoque tributado al problema del terrorismo global. Después de que las torres cayeran en Nueva York el 11 de septiembre de 2001, todo cambió y a los musulmanes se les estigmatizó. Como dice uno de los policías, no todos los musulmanes son terroristas, pero los terroristas son musulmanes. Esto piensa alguna gente y los gobiernos adoptaron medidas, como la de Guantánamo por parte de los americanos, donde confinar en el limbo jurídico a presuntos terroristas durante un buen número de años. Los ingleses por su parte modificaron la ley para permitir a sus agentes disparar a presuntos sospechosos terroristas, tras el atentado que sufrieron el 7 de julio de 2005 donde murieron 56 personas en el metro y en un autobús, con cuatro bombas.

Así en el comienzo de la película, basada en hechos reales, un hombre musulmán, va a subir a un vagón de metro, lleva una mochila, escucha música por unos cascos, y cuando recibe el aviso de un policía, se lleva la mano al bolsillo. A cambio recibe unos balazos que lo mandan al paraíso. El agente según está la ley, actuó conforme a la misma, pues siguió el protocolo sin temblarle el pulso.

A partir de esos hechos, la policía britanica decide investigar si el muerto era un yihadista que pensaba atentar o si todo atiende a un fatal desenlace, consecuencia de esa nueva política preventiva. El encargado de llevar la investigación es un policía musulmán, el cual ve el asunto como una posibilidad de ascender.

Al mismo tiempo el agente recibe en su casa la visita de un sobrino, el cual como se verá luego tiene un peso importante en la historia. El racismo y sobre todo las dudas siempre están ahí, tanto que el agente, incluso llega a encararse con su mujer, al pensar que esta ve a un terrorista cuando le mira.

Sí puede resultar algo tediosa, pero el hecho de rehuir de cualquier efectismo, buscando darle un enfoque realista al problema, las notables interpretaciones y una puesta en escena, vivaz, pero no frenética hacen de esta producción un interesante apunte sobre ese terrorismo globlal, que hasta la llegada de la gran crisis, era uno de los principales miedos de las sociedades modernas. Ver como se instruye a esa gente en el odio hacia quienes no piensan como ellos, pone los pelos de punta.

Advertisements

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: