Il resto della notte 2008

Il resto della nottetítulo original: Il resto della notte
País: Italia
Año: 2008 Género: ficción Duración: 101′
Dirección: Francesco Munzi
Guión: Francesco Munzi
reparto: Sandra Ceccarelli, Aurélien Recoing, Stefano Cassetti, Laura Vasiliu, Victor Cosma, Costantin Lupescu, Veronica Besa
Fotografía: Vladan Radovic
Montaje: Massimo Fiocchi
Escenografía: Luca Servino
Vestuario: Valentina Taviani
Música: Giuliano Taviani

En un mismo plano conviven los adinerados como Silvana, la cual se aburre como una ostra, sufre jaquecas, y a quien de poco o de nada le sirve su desahogada situación, para rozar minimamente la felicidad, con otros menos afortunados como Ionut, el cual sobrevie con el trapicheo, entrando y saliendo de la cárcel, cometiendo pequeños hurtos, que no le permiten salir del cuchitril donde vive junto a su hermano.

A Silvana, atractiva mujer de mediana edad, la vemos deambular por Torino, no sabe bien en qué ocupar su tiempo y su marido le ofrece poco más que indiferencia. Con el matrimonio vive su hija adolescente de catorce años. Como empleada doméstica trabaja Marja, la cual es despedida, toda vez, que desaparecen en la casa dos pendientes de perlas de Silvana y esta piensa que quien los tiene, aunque no puede probarlo, es la chacha.

Una vez despedida, María, no sabe adonde ir, así que recala en casa de Ionut, su antiguo novio, el cual vive junto a su hermano menor, el cual no ve con buenos ojos que María vuelva a aparecer en la vida de su hermano.

Ionut frecuenta la compañía de Marco, un heroinómano que tiene un hijo al cual apenas ve, a no ser que infrinja la ley y pueda así pasar una noche con él.

Las situaciones mostradas ofrecen pocas alegrías, y a ello contribuye una fotografía mortecina, apagada, grisácea, que envuelve a los personajes en un velo de desesperanza o fustraciones.

Cuando Marja le comente a Ionut porqué tiene dos perlas, las que le ofrece como renta por el piso en el que se ha instalado, este pergeña un plan, que si sale bien, le permitirá cambiar de aires, e ir a vivir a otra casa más bonita.

Hay quien nace estrellado y los maleantes de esta película no pueden abrigar grandes esperanzas, como finalmente se verá, en una final esperado, donde la sorpresivo reside en poner cara y cuerpo a las figuras de tiza de los difuntos.

La película es una muestra fidedigna, de esa otra Europa, la misma que nos muestran por ejemplo los Hermanos Dardenne en cada película que hacen, en la que vive gente sin futuro, empleados muchos sin papeles, ganando un mísero jornal, y viviendo en habitaciones de escasas dimensiones, junto a tres y cuatro personas más. Es esa la otra cara de Europa, la que se halla en las antípodas de la opulencia, de los fichajes millonarios de los futbólitas, de las megafiestas ibicencas. Es la Europa de los desamparados, de los excluidos, de los que malviven como pueden, excluidos de un sistema que los ha dejado fuera, y al que dificilmente volverán.

Sin ofrecer eso que entendemos por entretenimiento, si que Il resto della notte, es una película que merece verse, por el fresco que supone del momento presente (en momentos roza lo cuasi-documental), de esa otra cara, la menos brillantes, de ciudades como Torino, donde en un mismo plano conviven el que maneja un Audi de cuatro metros de largo, con el que le vende en el semáforo unos pañuelos de papel usados, rey de su castillo de cartón.

Laura Vasiliu |4 meses, 3 días, 2 semanas
Sandra Ceccarelli | La Vita che vorrei

Advertisements

1 comentario en «Il resto della notte 2008»

  1. Me pareció un coñazo, lenta, tediosa y mal interpretada. Será muy verosímil, pero poco o nada entretenida. El cine italiano es casi tan malo como el español.

    Responder

Responder a Massimo Cancelar respuesta

A %d blogueros les gusta esto: