Love, Actually (Richard Curtis, 2003)

Y como estamos en estas fiestas tan señaladas y mañana es Nochebuena y pasado Navidad, en nuestra recordatorio de diálogos de películas semanal de los Sábados, hoy toca una película navideña: Love Actually.

Es de esas películas que mezcla buen y mal rollo. Hoy toca malo:

Bill Nighy, Love Actually—Vale, ¿cómo valoras el nuevo disco comparado con tus viejos clásicos?

—¡Oh, Mikey, sabes tan bien como yo que el disco es una cagada! […] Pero, ¿a que sería genial si el número uno esta Navidad no fuera alguna adolescence petulante, si no un viejo ex-heroinómano que pretende volver a cualquier precio? El día de Navidad, las jóvenes estrellas del pop estarán en pelotas con una pava buenísima jugueteando con su rabo, y yo estaré en un piso deprimente con mi mánager, Joe, el tío más feo del mundo. Pasándolo fatal, joder, porque en nuestra puta apuesta no habrá resultado. Así que… si creéis en la Navidad, niños, como cree vuestro tío Billy, comprad mi repelente y maloliente disco. Y disfrutad especialmente de la increíble falta de talento y ritmo cuando intentamos meter una sílaba de más en la cuarta frase.

—Creo que te refieres a «Si de verdad te encanta la Navidad»…

—»…venga, que nieve ya». ¡Duele!

Billy Mack (Bill Nighy)

Advertisements

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: