V de Vendetta

Dirección: James McTeigue.

Reparto: Natalie Portman (Evey), Hugo Weaving (V), Stephen Rea (Finch), Stephen Fry (Deitrich), John Hurt (Adam Sutler), Tim Pigott-Smith (Creedy), Rupert Graves (Dominic), Roger Allam (Lewis Prothero), Ben Miles (Dascomb), Valerie Berry (Bane), Sinead Cusack (Delia Surridge), Nathasha Wightman (Valerie), John Standing (Lilliman).

Guión: Los Hermanos Wachowski; basado en la novela gráfica creada por Alan Moore y David Lloyd.

Producción: Joel Silver, Grant Hill, Andy Wachowski y Larry Wachowski.

USA, Reino Unido, Alemania 2005

Hace un par de semanas mi amigo Jorge F, ya comentaba esta película en cuak.

Nos encontramos ante un potente alegato político que arremete contra políticos enfermos de poder y vanidad, curas pedófilos, policías corruptos y sanguinarios, periodistas vendidos, ciudadanos pasivos y asustados que no alzan la voz, y un gobierno capaz de hacer lo inimaginable, creando falsos enemigos (parecido a las armas de destrucción masivas que propagaba a los cuatro vientos Bush, que había en Irak, para justificar la invasión, y que luego no aparecieron) para justificar su sistema de represión.

En un mundo de personas aborregadas, de pensamiento único, sometidas por el terror y la dictadura, que corrompe y malogra los sueños y esperanzas de los anoréxicos cerebros de los ciudadanos-rebaño, en el que los medios de comunicación manipulan la información, creando noticias a medida de sus intereses, en donde se prohibe y se castigan las relaciones no heterosexuales, e incluso se experimentan nuevos virus con la población, colgando el muerto de más de 80.000 muertos a grupos extremistas, surge un hombre enmascarado, V, que pondrá en jaque el sistema establecido, primero adoptando su proceder la forma de un calculado ajuste de cuentas, mediante el cual, quienes le hicieron daño, lo torturaron y le hicieron cosas monstruosas, creando al final un monstruo, son ajusticiados, para acabar criando malvas.

Pero el sistema está tan corrompido, que con unas cuantas muertes poco se consigue, así que el golpe de efecto, la traca fallera, que quebrará esa realidad adormecida, enjaulada y domada, será la dinamitación del Parlamento, ese edificio que debe representar al pueblo, pero que como una mala hierba venenosa, por culpa de políticos desalmados, corre el riesgo de contaminar todo cuando hay con vida a su alrededor, pues está corrupto, y sólo haciéndolo volar por los aires, y tras el consiguiente caos que se generará, luego se conseguirá empezar de cero, contando con los ciudadanos, en un nuevo orden de cosas que será mejor que el régimen fascista precedente.

Dicho esto, apuntar que la carga política, el mensaje explícito de la cinta, importa más que la acción en sí, por tanto poco importan los efectos especiales, las escenas de acción o pirotécnicas.

El autor del cómic en el que se basa la película, Alan Moore, echa pestes de la película, la cual según él, es una apología del terrorismo, algo que no casa en nada, con su ideario pacifista. Luego los atentados en julio de 2005, hicieron que las escenas de los atentados en un futuro Londres, tocaran la fibra sensible de un pueblo afectado por actos terroristas.

Pero reducirlo a si se trata de una apología o no del terrorismo es banal y cansino. Estamos más que hartos de ver toneladas ingentes de violencia en televisión, de asesinos en serie, de Rambos, y Norris ajusticiadores, de amenazas fantasmas y alienígenas que hacen volar nuestro planeta, y no pasa nada, y lo que que aquí ha de prevalecer es el sentido metafórico de la lucha, de rebelarse ante un régimen despótico y fascista, que mata y amedrenta y que solo presta atención cuando le ponen los muertos encima de la mesa, porque de eso entiende, de palabras desgraciadamente no.

Quien acompaña a V es Natalie Portman, la cual al lado de V, que le hace pasar las de Caín, comprenderá la historia de sus padres, al tiempo que aclara sus ideas, quedando finalmente prendida de ese misterioso hombre enmascarado.

V for Vendetta es pues una película muy recomendable con la que pasar un par de horas muy entretenidas, al tiempo que plantea importantes preguntas para la reflexión. Hoy en día los Gobiernos sufren el terrorismo al mismo tiempo que ellos llevan a cabo acciones que se podrían catalogar de tales (como Guantánamo, o los ataques preventivos, no exentos de daños colaterales, en los que primero se bombardea y luego ya se verá si estaban o no en lo cierto. Eso de que un Gobierno, aplique como los Américanos el refrán, «Quien da primero da dos veces, asusta» y da tanto pavor como cualquier acción terrorista)

V de Vendetta IMDB | Página oficial | Otra crítica en cuak.

Advertisements

1 comentario en «V de Vendetta»

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: